Category

F.A.Q.

Category

Preguntas frecuentes
He recibido varios mensajes sobre el foro y también sobre esta página. Algunas de estas preguntas las publicaré aquí, ya que pienso que también serán interesantes para muchas personas más

dry wetDiferencias entre la caspa grasa y la caspa seca

Las glándulas sebáceas en el cuero cabelludo producen sebo. Éste es fundamental para mantener el equilibrio del cuero cabelludo y del cabello, ya que los protege de la pérdida de humedad y de los factores ambientales. Las células superficiales de la piel se renuevan continuamente, lo que también sucede en el cuero cabelludo, aunque, normalmente, el desprendimiento de las células muertas no se percibe a simple vista. Si el cuero cabelludo pierde su equilibrio natural, este proceso de renovación se altera y, como resultado, la caspa se hace visible. Entre las formas más comunes de la caspa, encontramos la caspa seca y grasa.

Caspa seca

La caspa fina y seca tiene su origen en el cuero cabelludo seco. Las glándulas sebáceas no producen suficiente sebo, lo que afecta al equilibrio natural del cuero cabelludo. Si éste es más bien seco, es habitual que aparezca una caspa blanca y fina que se desprende de la cabeza y del cabello.

Caspa grasa

Cuando el cuero cabelludo es graso, las glándulas sebáceas producen demasiado sebo. Esta presencia excesiva de sebo puede ser causada tanto por factores personales (por ejemplo, aspectos hormonales, la predisposición genética o el tipo de piel) como por factores externos (condiciones ambientales, el clima, etc.). Cuando esto ocurre, pueden incrementarse los gérmenes y microorganismos naturalmente presentes en la piel, afectando así al equilibrio del cuero cabelludo.

Como resultado, los elementos derivados de la degradación del sebo irritan la piel, producen picor y aceleran el desprendimiento de las células de la piel. El exceso de sebo hace que éstas se adhieran entre sí, formando así partículas grandes, visibles, grasientas y amarillentas que se pegan al cuero cabelludo o al cabello. Cuando aparece la caspa grasa, y ante la gravedad del problema, la elección del champú más adecuado se convierte en un aspecto fundamental.

La dermatitis seborreica: qué es y cómo combatirla

Difícil respuesta. El coste de este tipo de intervenciones es muy variable, y básicamente depende de la cantidad de injertos capilares que se necesiten. Un número que varía dependiendo del grado de calvicie de cada paciente, y el grado estético, de naturalidad y satisfacción que se busque.

Primer paso: consulta al especialista

Es el inicio necesario para comenzar con este tratamiento. Hay que consultar al especialista, una consulta que por regla general es gratuita. Ese primer contacto es el único que sirve para hacerse una idea del coste final, ya que allí se nos dirá la cantidad de pelos a implantar, tras analizar el tipo y grado de calvicie.

Factores a tener en cuenta

De esa primera toma de contacto se saca la conclusión de la cantidad de folículos capilares que han de ser trasplantados. Y por supuesto, si la calvicie es muy avanzada, este número aumenta considerablemente. Una vez analizadas esas necesidades, se tiene conciencia de que en una sesión se pueden implantar entre unos mil y más de dos folículos.

A eso habría que sumar la reparación de las cicatrices propias de esta intervención. Aunque lo cierto es que cuando los implantes se realizan con profesionalidad y los medios adecuados, los daños se minimizan casi por completo. Otra cosa es que esas cicatrices sean resultado de injertos anteriores realizados con malas prácticas, entonces hay que valorarlos y decidir cómo se pueden reparar.

Además el primer análisis del especialista también ha de valorar el tipo de cabello de cada paciente, su color, su textura, el calibre, todos ellos factores que le indican la intensidad de cada una de las sesiones quirúrgicas de implante.

Otra posibilidad, el trasplante de pelo corporal

Y otro factor a valorar es si el trasplante se realiza con pelo corporal, lo que supone un claro incremento en el coste, debido a que la extracción es más complicada que haciendo con folículos del cuero cabelludo.

En definitiva, no se puede avanzar un precio generalizado para los injertos capilares. Cada paciente es diferente, y por lo tanto la intervención y su precio también.